sábado , 28 noviembre 2020
Imagen tomada de Internet

En busca de la inspiración

La inspiración me invade a ratos, a retazos, entrecortada como cuentagotas, la mayoría de la ocasiones con prisa. Pienso en el inicio de la crónica que quedó pendiente mientras friego los platos y ordeno la casa.

Por fin delante de la computadora las palabras se me agolpan una tras otra, se empujan para hacerse un lugar. Delete se torna su enemigo acérrimo. Tecleo algunas, borro otras tantas.

Entonces ya el inicio cambió unas cuatro o cinco veces. Las ideas no se ordenan cronológicamente y puede suceder que ya ese tema no parezca tan interesante. “Mejor escribo sobre algo diferente, no sé… de pelota”, me digo mientras machaco cruelmente las teclas de la ACER de mil batallas.

Nuevamente el documento Word completamente en blanco. Me estiro, tomo aire y vuelvo a la aventura. Entonces recuerdo que hace varios días que no le escribo a mami y hago un tiempo para llamarla.

Cuando escucho su voz vuelve la calma y deja de ser tan importante aprovechar a la musa que amenaza con irse. Cuelgo y con las pilas recargadas me dispongo a escribir. Entonces me encuentro sobre la mesa el periódico que sirvió para envolver algo. Me entretengo con los nuevos colores y ante un titular sucumbe mi curiosidad.

Dedico unos minutos a  leer una crónica que logra conmoverme y entonces me pregunto si el nuevo tema para la mía tendrá sentido esta vez. Continúo la lucha por sacarme de adentro algo conmovedor pero sigue en blanco el Word.

TV Yumurí en Youtube

Acerca Liannys Díaz Fundora

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *