domingo , 29 noviembre 2020

Teatro Sauto: joya matancera que celebra sus 157 años

Teatro Sauto: joya matancera que celebra sus 157 años
Teatro Sauto: joya matancera que celebra sus 157 años

El Teatro Sauto cumple aniversario. Ciento cincuenta y siete años de historia y cultura albergan sus tablas, pasillos y salas.

La esperanza de celebrar su 6 de abril con funciones y presencia de público, se aleja un año más, ahora debido a la presencia del nuevo virus que amenaza a la humanidad.

El edificio emblemático de la Atenas de Cuba cuenta con objetos auténticos del siglo XIX, como espejos de elevada calidad artística, la tramoya, algunas butacas, elementos de madera y yeso, así como las diversas estructuras del inmueble.

El estilo neoclásico de su exquisito diseño arquitectónico, sus cualidades excepcionales y la relevancia de sus bienes culturales, incluidos dentro del patrimonio de la nación cubana, hacen de este un inmueble especial.

Uno de los teatros del siglo XIX cubano mejor conservados, el Sauto guarda varias joyas en su interior. Destacan su lámpara central, un cuadro original de Servando Cabrera, muebles de diferentes estilos, así como el mecanismo original que eleva la platea, único en funcionamiento en Cuba.

Reabierto el 12 de octubre del 2019, el Sauto mantiene su originalidad en más de un 90 %, gracias a su minuciosa restauración. Su escenario ha acogido a personalidades y agrupaciones de gran reconocimiento, entre ellos el ballet Nacional de Cuba, el cantautor Silvio Rodríguez junto a la Orquesta Sinfónica Nacional, la Compañía danzaria dirigida por Susana Pous, La Seña del Humor, Frank Delgado, el show del Cabaré Continental de Varadero, Haydeé Milanés, y muchos otros exponentes de la cultura cubana y matancera.

El colectivo que labora en esta institución pone empeño en preservar cada rincón del majestuoso coliseo. La intención es que su grandeza perdure, pues los matanceros así lo precisan.

Acerca Annia Díaz Báez

Te puede gustar

Paseo Narváez

Ponerle el pie a Narváez

Casi todas las tardes de sábado Narváez era para Yoana su lugar secreto. Allí le …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *